Blog

¿Qué es un piercing? Todo lo que necesitas saber

El mundo de los piercings ofrece infinitas posibilidades de estilo y personalización.

¡Conoce todas las opciones y elige la tuya!

Continue Reading
¿Cuál es el piercing menos doloroso en la oreja?

¿Cuál piercing duele menos: el helix o el tragus? 

Los piercings son una forma popular de expresión personal y moda corporal. Sin embargo, una de las preguntas más comunes entre quienes consideran hacerse un piercing es: ¿cuál duele menos? Dos opciones populares son el helix y el tragus. Vamos a analizar ambos para ayudarte a tomar una decisión 


Conoce aquí toda la información sobre cuál es el piercing que duele menos

Piercings en la Oreja: Descubriendo el Umbral de Dolor en Helix y Tragus

El Helix Piercing

El helix piercing se realiza en el cartílago en la parte exterior de la oreja, generalmente en la parte superior. Algunas personas optan por colocar múltiples piercings en esta área para crear un conjunto único.

El dolor asociado con el piercing helix puede variar de persona a persona. Algunos informan que es tolerable, mientras que otros encuentran que el proceso puede ser bastante incómodo debido a la sensibilidad del cartílago. Sin embargo, debido a la ubicación y la densidad del cartílago, algunos argumentan que el helix piercing puede ser menos doloroso que otros tipos de piercings en áreas más sensibles.

 

El Tragus Piercing

El tragus piercing implica perforar el pequeño cartílago en la parte exterior del canal auditivo. Es una opción de piercing distintiva que puede agregar un toque de estilo único a la oreja.

El tragus piercing es conocido por ser uno de los piercings más dolorosos debido a la densidad del cartílago en esta área. Muchas personas describen una sensación aguda y punzante durante el proceso de perforación. Sin embargo, una vez completado, el dolor tiende a disminuir rápidamente. 

Comparando el Dolor de los Piercings Helix y Tragus: ¿Cuál Elegir si Temes al Dolor?

Tomar la decisión de hacerse un piercing puede ser emocionante, pero también puede generar ansiedad, especialmente si tienes miedo al dolor. Dos opciones populares que a menudo generan preocupaciones sobre el nivel de dolor son el piercing helix y el tragus. Aquí vamos a comparar ambos para ayudarte a elegir la mejor opción si temes al dolor.

Si tienes miedo al dolor y estás considerando hacerte un piercing en la oreja, puede que te sientas más cómodo optando por un helix piercing. Dado que el cartílago del helix tiende a ser menos denso y la ubicación es menos sensible en comparación con el tragus, es posible que experimentes menos dolor durante el proceso de perforación.

Sin embargo, es importante recordar que la percepción del dolor es subjetiva y puede variar de persona a persona. Lo que puede ser doloroso para algunos puede ser tolerable para otros. Siempre es recomendable hablar con un profesional y experimentado sobre tus preocupaciones y discutir tus opciones antes de tomar una decisión.

Mitos y Realidades sobre el Piercing Helix y el Tragus

Los piercings helix y tragus son opciones populares para quienes buscan añadir un toque de estilo único a sus orejas. Sin embargo, como ocurre con muchos aspectos de la modificación corporal, estos piercings están rodeados de mitos y conceptos erróneos. Vamos a desmitificar algunos de ellos y explorar las realidades detrás de estos piercings:

 

Mito 1: Los piercings helix y tragus son extremadamente dolorosos.

Realidad: Si bien el nivel de dolor varía de persona a persona, no todos los piercings helix o tragus son extremadamente dolorosos. Algunas personas experimentan sólo una leve incomodidad durante el proceso de perforación, mientras que otras pueden sentir más dolor. La sensibilidad individual y la habilidad del perforador pueden influir en la experiencia del dolor.

Mito 2: Los piercings helix y tragus son propensos a infecciones y complicaciones.

Realidad: Con el cuidado adecuado y la higiene adecuada, los piercings helix y tragus pueden cicatrizar sin problemas. Es importante seguir las instrucciones de tu perforador para el cuidado posterior y mantener el área limpia y desinfectada. Si se produce enrojecimiento, inflamación o secreción inusual, es importante consultar a un profesional de la salud.

Mito 3: Los piercings helix y tragus pueden dañar permanentemente el cartílago.

Realidad: Si se realizan correctamente por un profesional y con material adecuado, los piercings helix y tragus generalmente no causan daño permanente al cartílago. Sin embargo, es importante seguir las recomendaciones de cuidado posterior y evitar manipular o irritar el área durante la cicatrización para evitar complicaciones.

Alternativas y Cuidados para el Helix y el Tragus

Si estás considerando hacerte un piercing en la oreja pero te preocupa el dolor o la complicación de los piercings helix y tragus, es útil explorar alternativas y comprender los cuidados necesarios para garantizar una experiencia positiva. Aquí te presento algunas opciones alternativas y consejos de cuidado:

Limpieza Regular:

Limpia el área perforada dos veces al día con una solución salina estéril o una solución de limpieza recomendada por tu experto en piercing. 

 Evita usar productos químicos fuertes o alcohol, ya que pueden irritar la piel.

 En la perforación inicial utilizar la joya adecuada en cuanto a material y tipo de joya, se recomiendan joyas en Titanio, preferiblemente rectas, no se recomienda utilizar aros en perforación inicial.

Evitar Toques Excesivos:

Evita tocar o manipular el piercing con las manos sucias. Esto puede introducir bacterias y aumentar el riesgo de infección. 

Siempre lávate las manos antes de tocar el piercing.

Cuidado Durante el Sueño:

Evita dormir del lado del piercing durante las primeras semanas después de la perforación. Si es necesario, usa una almohada especialmente diseñada para piercings o cambia de posición con cuidado para no irritar el área.

Evitar Traumas:

Evita actividades que puedan causar traumas al piercing, como nadar en piscinas o jacuzzis, usar cascos ajustados, jugar deportes de contacto o usar auriculares sobre el área perforada.

Seguir las Instrucciones de un profesional:

Sigue las instrucciones específicas proporcionadas por un experto para el cuidado posterior. Si experimentas algún signo de infección o complicación, consulta a un profesional de la salud lo antes posible.

Conclusión

Explorar alternativas y comprender los cuidados necesarios puede ayudarte a tomar una decisión informada sobre tu piercing en la oreja. Ya sea que elijas un helix, o tragus u otra opción, asegúrate de seguir las mejores prácticas de cuidado para promover una cicatrización rápida y prevenir complicaciones. Siempre consulta a un profesional para obtener orientación personalizada y consejos específicos para tu situación.


Conoce todo sobre el mundo de los piercing en la oreja  

RELATED ARTICLES

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Please note, comments must be approved before they are published

¿Cuál piercing duele menos: el helix o el tragus?